¿Es posible un impeachment de Donald Trump?

Los EEUU están conmocionados por las noticias de un impeachment posible del jefe de la Casa Blanca. Y hay una razón. En un mismo día, dos de sus principales exasesores se enfrentan a la justicia por múltiples delitos que sacuden la reputación del presidente estadounidense.
Para empezar diré, las declaraciones del exabogado personal del presidente Donald Trump, Michael Cohen, puso al 45o presidente estadounidense en una posición incómoda. Según los medios de comunicación, Cohen ha alcanzado un acuerdo con los fiscales y se ha declarado culpable de financiación ilegal de la campaña de Trump en 2016. Además, Cohen ha reconocido, “en coordinación con un candidato a cargo federal”, él y el responsible de una empresa de comunicación (David Pecker de la multinacional AMI, propietaria del National Enquirer) compraron el silencio de dos mujeres (la ex modelo de Playboy, Karen McDougal, y la actriz porno, Stephanie Clifford, más conocida como Stormy Daniels, por 150.000 y 130.000 dólares respectivamente) sobre sus encuentros sexuales con Trump para evitar que el escándalo saliera a la luz antes de las elecciones de 2016.
Les recuerdo, que Michael Cohen es culpable de ocho cargos, incluidos cinco de evasión fiscal, un cargo por hacer declaraciones falsas a una institución financiera, un cargo por hacer intencionadamente una contribución corporativa ilegal, un cargo por hacer una contribución de campaña excesiva a petición de un candidato o campaña.
Todos los cargos contra Cohen pueden acarrear hasta 65 años de prisión, pero es probable que reciba una sentencia menor tras revelar todos los secretos de su jefe a los fiscales. Pues, Cohen trabajaba para Trump durante 10 años, fue el vicepresidente de su campaña y el asesor personal. Por todo lo dicho, todo esto pueda ser muy peligroso para el presidente estadounidense.
Las acusaciones de Cohen se hicieron al mismo tiempo que la audiencia del el exjefe de campaña de Trump, Paul Manafort, ante el Tribunal Federal del Distrito de Virginia Este. Manafort era declarado culpable por ocho delitos entre los que destacan fraude fiscal, fraude bancario, y omisión de declaración de cuentas en el extranjero. La audiencia continuará el 29 de agosto.
Estos dos casos son golpes fuertes para Trump y, por eso, hoy en día se habla mucho de un impeachment posible. Sin embargo, prácticamente no hay ningunas posibilidades de destituir al presidente estadounidense de su cargo, pero no se puede olvidar, que otros hechos indecorosos puedan hacerse públicos en el futuro cercano.
Cómo ya sabéis, el impeachment es el proceso muy reglamentado. Este proceso se inicia en la Cámara de Representantes, que debe aprobar la Comisión Judicial que certifique la veracidad de los delitos cometidos. Tras ello, se necesita la mayoría simple de los 435 congresistas. De ahí, este caso se traslada al Senado, donde hay que contar con el apoyo de dos tercios de los 100 miembros de la Cámara. Si se alcanza esa mayoría, el presidente es destituido sin posible apelación. De lo contrario, el mandatario es absuelto y permanece en el cargo.
Cierto que los eventos de hoy en los EEUU socavan mucho la reputación del presidente estadounidense, pero ahora es muy difícil imaginar el fin del gobierno de Donald Trump, ya que su Partido Republicano controla ambas Cámaras del Congreso.
Y hay que tener en cuenta, que se celebrarán las elecciones de mitad de legislatura del Congreso en noviembre, donde todo puede cambiar…

Un beso es el arma secreto de Trump para desarmar a Juncker

La guerra entre los Estados Unidos y la UE ha terminado ya.

¿Quién se ha derrotado entonces…? Sin duda, todos los adversarios no podrían ganar esta guerra. No cabe duda, el único ganador es los EEUU.

Mientras tanto, el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, expresó su satisfacción con los resultados de la reunión en Washington. El principal acuerdo con la Unión Europea para trabajar hacia cero aranceles y modificar la Organización Mundial del Comercio (OMC) es el momento culminante de las combinaciones de Trump.

La situación actual no es espontáneo. En realidad, Europa no es un adversario ni el socio de los EEUU. Puede decir, es un instrumento en las manos del presidente estadounidense. La real guerra comercial fue iniciada por los EEUU contra China.

Desde el principio, Donald Trump tenía 3 objetivos principales de su presidencia:

  1. A impulsar la economía estadounidense,
  2. A reducir déficit comercial nacional,
  3. A restringir el crecimiento económico y geopolítico chino.

Para cumplir todos sus objetivos ambiciosos, se desató la guerra comercial contra Pekín.

“Reducir déficit comercial nacional” es un objetivo fundamental en la campaña electoral de Trump. Les recuerdo que los EEUU tienen gran déficit comercial con China (según los datos en 2017 éste se elevó a cerca de $400 mil millones).

En la mente de D.Trump el proteccionismo es un remedio milagroso para la industria nacional. El jefe de la Casa Blanca está dispuesta a arriesgar las propriedades diplomáticas en beneficio de la economía nacional. Desde luego, los círculos industriales estadounidenses ampliamente apoyaron al presidente estadounidense, Donald Trump. El jefe de los EEUU impuso aranceles de 25% a importaciones chinas valoradas en 200,000 millones de dólares en productos como aluminio, acero, productos químicos y bienes de consumo. Hay que destacar que la administración de Donald Trump ha amenazado con una nueva ronda de aranceles. En respuesta a ello, China anuncia represalias contra aranceles impuestos por la administración de los EEUU que incluyen granos, soja, puerco, productos hortícolas, frutos, vino y etc. La estrategia china es atacar a la agricultura estadounidense.

Para neutralizar los intentos chinos de socavar la agricultura estadounidense, Donald Trump inventó un plan brillante.

En primer lugar,  decidió aumentar los aranceles a las importaciones de la UE a las industrias europeas que dependen del mercado de los EEUU como un automóvil.

En segundo lugar, después de intimidar a los países de la UE, negoció con Jean-Claude Juncker e hizo un gesto de buena voluntad, promitiendo retirar los aranceles.

En tercer lugar, en cambio, Trump exigió a la UE que importara productos agrícolas estadounidenses en grandes cantidades. El acuerdo fue ventajoso para Alemania; pues, protegió los intereses de los fabricantes de automóviles: Audi, BMW, Ford-Werke GmbH, Mercedes-Benz, Volkswagen, etc.

Por otro lado, los términos del acuerdo podrán influir en pérdidas económicas de los principales productores agrícolas europeos. Todo esto llevue a los desacuerdos dentro de la UE.

Resulta, la Casa Blanca engañó una vez a Bruselas…¡¿y qué sigue después?!

¿Cómo terminó realmente la cumbre de la OTAN?

Presidente de los EE.UU. … Trump… Mucha gente le odia, teme, admira, no le comprende. Él es el principal creador de noticias para los importantes medios de comunicación del mundo. Este verdadero hombre de negocios trata de reprimir a los socios menores, pero al mismo tiempo entabla diálogo en pie de igualdad con aquellos que no son débiles o aún más fuerte que él. Su estilo de gobierno no es similar al ninguno de sus predecesores en la Casa Blanca, y por eso se vuelve más interesante.

            Ahora se puede destacar que se preocupa solo por su propia imagen entre los estadounidenses y por el enriquecimiento del tesoro público. Está listo para destruir su propio régimen existente que fue establecido antes de su subida al poder para lograr altos resultados en este asunto. Él es agresivo con los socios europeos. Introduce nuevos aranceles en las importaciones. No le importa lo que digan desde Bruselas, París y Berlin. Simultáneamente, conduce diálogo con el dictador norcoreano, esperando el Premio Nobel de la Paz, y pasa al presidente ruso.

            Otro lugar donde mostró su comportamiento agresivo fue la cumbre de la OTAN. En vísperas de este evento, atacaba a unos socios europeos, enviandoles cartas. En ellas, afirmó la necesidad de aumentar los gastos de defensa al 2 % del PIB. Este mismo tema fue el principal en su discurso. Una vez más Trump declaró que su país no estuvo obligado a pagar por la seguridad de Europa. Con esta presión, intenta justificar las expectativas de sus electores, así como del Congreso, porque una de las promesas preelectorales era forzar a Europa a aumentar los gastos de defensa para poder defenderse.

            Y parecía que los políticos europeos no tenían ninguna respuesta para el presidente estadounidense. Esto solo pareció…Más tarde resultó, los líderes de Dinamarca expresaron su mayor desacuerdo con la demanda de Trump. El primer ministro de este pequeño país, Lars Løkke Rasmussen, dijo que su país no tenía nada qué avergonzarse, especialmente acerca de la asociación de la OTAN, y añadió que no todo se medía en dinero. El primer ministro citó las pérdidas humanas danesas en Iraq y Afganistán, que son comparables a las pérdidas estadounidenses en vista de la proporción de tamaño de ambos países. Los medios de comunicación daneses también informaron que después de esta declaración, Donald Trump le dijo al primer ministro danés que tenía un buen punto de vista.

Resulta que Trump entiende solo la fuerza. Es muy lamentable que los líderes europeos no apoyen este punto de vista de Rasmussen… O ¿es simplemente ahora?

How the NATO summit really ended?

Trump…the US President… Many people all over the world hate him, are scared of him, admire, o does not understand him. More recently he has been the main newsmaker for the leading world’s mass media. As a true businessman, he tries to suppress junior partners, but at the same time he engages in an equal dialogue with those who are not weaker, or even stronger than him. His method of government is not similar to any of his predecessors in the White House. And it is getting interesting…

And now, it should be noted that he cares about his own image among Americans and the national treasury enrichment. He is ready to destroy the order that was set until he came to power to achieve high results in this matter. He is very aggressive towards European partners. He is introducing new import duties. He does not care about someone from Brussels, Paris and Berlin. At the same time, he sits at the table to negotiate with North Korean dictator, hoping for the Nobel Peace Prize, and then, passes to the Russian president.

Another place, where he showed his aggressive behavior was the NATO summit. Even before the beginning of this event, he attacked some European partners by sending letters. In them he stated the need to increase defense spending to 2 % of GDP. This theme was the main one during his speech at the summit. Trump stated again that his country did not have to pay for the security of Europe. The US President tries to meet the expectations of electorate, as well as the Congress, through this pressure because one of his pre-election promises was to force Europe to increase defense spending that it could defend itself.

It seemed that the European politicians did not have any answer to the US President. However, it only seemed… But later it turned out, that the leaders of Denmark expressed the loudest disagreement with the demand of Trump. The Prime Minister of this small country, Lars Løkke Rasmussen, said that his country was nothing to be embarrassed about NATO partnership, and added that not everything was measured in money. The Prime Minister cited the example of human losses of Denmark in Iraq and Afghanistan that are compatible with US losses, given the ratio of the size of both countries. The Danish media also reported that after such a statement, Donald Trump approached him, saying ‘a nice point’.

It turns out that Trump understands only strength. And unfortunately, Rasmussen does not find support among the other European leaders. Or it’s just for now?

What can we expect from the NATO summit 2018?

Between 11 and 12 July 2018, a meeting of the heads of state and government of NATO (North Atlantic Treaty Organisation) will be held in Brussels, Belgium. However, the European members of the alliance do not expect much this event. The reason lies in a person, like the US President Donald Trump. According to some observers of The New York Times, the US’ Atlantic allies are not quiet sure what to expect from the head of the White House on this summit. “No one knows in what mood Trump will arrive: aggressive, or insulted the allies for inadequate defense spending, or as a boaster, who brags of the recent cost increase”, notes journalist Steven Erlanger.

The EU allies are very concerned that they will face Trump what he was at the G7 leaders meeting in June. The present members described him as angry, sarcastic and rude, especially concerning Justin Trudeau and Angela Merkel. According to the former US ambassador to NATO Nicholas Burns, the focus of the meeting “should be Russian deterrent by the forces of the alliance in Eastern Europe, but Trump can ruin everything for Putin”. If Trump “arrives to enhance the dialogue with Russia and there is no clearity what Moscow will do in return, it will cause confusion in the North Atlantic alliance”, he said.

According to the president of the International Institute for Strategic Studies, François Heisbourg, “Trump can act instinctively, trying to arrange a bilateral deal with Putin and sacrifice the interests of NATO. He can lift sanctions imposed because of Crimea, put off maneuvers or withdraw US troops from the Baltic countries. We have seen it with Kim Jong-un”.
It is possible that Donald Trump can increase the expenses in common defense up to 2% of the GDP to the American allies of the NATO, that do not fulfill the condition. According to Defense News, Trump has already sent letters to some of his NATO allies in which he complained that they have not contributed enough to the Atlantic Alliance. In addition, the US leader has warned that this problem will be a key issue at the summit in Brussels.

The only document in this regard was published in Norway’s most important newspaper, VG, in which a letter was published to Prime Minister of Norway Erna Solberg on June 19. However, there is information that some NATO member states have received similar letters, and Foreign Policy magazine confirmed it.

The Norwegian letter says: “Norway however, remains the only NATO Ally sharing a border with Russia that lacks a credible plan to spend 2 percent of its gross domestic product on defense…I understand domestic political pressures, as I myself have expended considerable political capital to increase our own defense spending. It will, however increasingly difficult to justify to US citizens why some countries continue to fail to meet our shared collective security commitments.

But there is an opposite version that lies in the fact that everyone needs the success at this forum. And the US side can make some efforts to soften the negative impression of the previous G7 meeting, in which the United States clashed with its European allies and Canada.

In any case, the next summit of the North Atlantic alliance promises to become one of the most interesting and unpredictable in recent years. And the United States will play a fundamental role there.

However, in the realities of modern world, it does not guarantee the strengthening of the European security.

 

¿Qué esperar de la cumbre de la OTAN en Bruselas?

La cumbre de la OTAN se celebrará en Bruselas del 11 al 12 de julio. Sin embargo, los miembros europeos de la alianza no esperan mucho este evento. La razón radica en una persona… el presidente estadounidense Donald Trump. Y ahora, según algunos observadores del ‘The New York Times’, los líderes europeos tratan de adivinar en qué estado de ánimo el jefe de la Casa Blanca llegue a la capital de Bélgica.
“Nadie sabe en qué estado de ánimo llegará: agresivo, o insultado a los aliados por los gastos inadecuados en la defensa, o como un fanfarrón, quien hace gala del reciente aumento de los gastos”, destaca el periodista Steven Erlanger.

Los aliados europeos están preocupados mucho por enfrentarse con este Trump que fue en la cumbre del G-7 en junio. Los presentes le caracterizaron como enojado, burlón y rudo, especialmente en relación con Justin Trudeau y Angela Merkel. Según las palabras del ex embajador de la OTAN, Nicholas Burns, “el asunto importante será la disuasión de Rusia por las fuerzas de la alianza en Europa Oriental, pero Trump pueda estropear todo por Putin”. Si Trump llega a mejorar las relaciones con Rusia y en fin, no entiende, lo que Moscú haga en cambio, esto causará confusión en la alianza del Atlántico Norte.

Según el presidente del Instituto Internacional de Investigaciones Estratégicas, François Heisbourg, Trump puede actuar instintivamente, tratando de concertar un negocio bilateral con Putin y sacrificar los intereses de la OTAN. Puede eliminar las sanciones impuestas por Crimea, cancelar las maniobras o retirar las tropas estadounidenses de los países bálticos. Lo vimos con Kim Jong-un.

Es posible que Donald Trump pueda aumentar los gastos en defensa común a los aliados estadounidenses de la OTAN, que no cumplen esa condición, hasta 2 % del PIB. Según ‘Defense News’, Trump ya ha enviado cartas a algunos de sus aliados de la OTAN en las que se quejaba de que no hayan contribuido lo suficiente a la Alianza Atlántica. Además, el líder estadounidense ha advirtido que este problema será un tema clave en la cumbre en Bruselas.

El único documento a este respecto se publicó en el periódico más importante de Noruega, VG, en el que fue publicada una carta enviada el 19 de junio a la primera ministra de Noruega Erna Solberg. Sin embargo, hay una información que algunos estados miembros de la OTAN han recibido cartas similares , y la revista Foreign Policy lo confirmó.

La carta noruega dice:
Noruega, sin embargo, sigue siendo el único país participante que comparte una frontera con Rusia, que carece de un plan creíble para gastar el 2% del PIB en las necesidades de defensa común. Entiendo la presión política interna ya que yo mismo he gastado un capital político considerable para aumentar nuestros gastos de defensa. Sin embargo, es cada vez más difícil explicar a los ciudadanos estadounidenses por qué algunos países siguen incumpliendo nuestros compromisos comunes de seguridad colectiva.

De hecho, también hay una versión opuesta. Es que el éxito de este foro es necesario para todos. Y la parte estadounidense puede hacer ciertos esfuerzos para suavizar la impresión negativa de la reunión anterior del G7, en la que los Estados Unidos se enfrentaron con sus aliados europeos y Canadá.

En cualquier caso, la próxima cumbre de la alianza del Atlántico Norte promete convertirse en uno de los más interesantes e impredecibles en los últimos años. Y los Estados Unidos desempeñarán un papel fundamental.

Sin embargo, en las realidades del mundo actual, esto no garantiza el fortalecimiento de la seguridad europea…

Merkel plays by the rules of Trump

German Chancellor Angela Merkel decided to increase Germany’s defense spending in the North Atlantic Treaty Organization (NATO). Merkel said the challenges for NATO had changed drastically in recent years, following the Russian annexation of Crimea peninsula and Moscow’s support for rebels in eastern Ukraine. It means that it is necessary for NATO to focus more on defending the alliance.
“To do that we have to make necessary arrangements, for example through a presence in central and Eastern European countries,” she said.
But I think that this decision was not made because of the situation in Ukraine which has not changed for several years. Earlier, US President Donald Trump had criticized Germany and other NATO allies for not spending enough on their own defense and called for an increase in NATO military budget.
And just a few days later, the Chancellor says that Germany will increase its military spending to 2 percent of GDP to show NATO allies that Germany remains a reliable country. And, first of all, it has to prove it to the United States.
Although in her statement to the Bundeswehr officials Merkel criticized again the unilateral US withdrawal from the Iran nuclear deal, we see that Angela Merkel continues to depend on US military support and acts in accordance with the plans of the US leader.
I hope that Trump does not continue to rule Europe, imposing his point of view and will on the European allies.

Merkel juega bajo las reglas de Trump

La canciller alemana Angela Merkel se comprometió a aumentar su gasto militar en la OTAN. Las causas principales son los “drásticos acontecimientos” que suponen, por ejemplo, la anexión rusa de la península de Crimea en 2014 y el conflicto en la parte oriental de Ucrania.
“Eso significa que nos volvemos a concentrar más en la defensa de la alianza y tomamos para ello las medidas correspondientes, por ejemplo, también con la presencia en los estados del centro y este de Europa”, dijo.
Pero pienso que esa decisión no se adoptó tras la situación en Ucrania que no ha cambiado en varios años. Previamente, el presidente estadounidense Donald Trump había criticado a Alemania y al resto de los miembros de la OTAN por no aportar más financión económica a la organización internacional y pidió que se aumentara el presupuesto militar de la OTAN.
Y unos días más tarde, la canciller alemana afirmó que su país debería elevar sus gastos militares hasta el 2% del PIB (Producto Interior Bruto) para mostrar a los aliados de la OTAN que Alemania sigue siendo un país fiable. Y sobre todo, tiene que demostrárselo a los Estados Unidos.
Y aunque en su discurso ante los oficiales de la Bundeswehr, Merkel ha vuelto a criticar la decisión unilateral de los Estados Unidos de abandonar el acuerdo nuclear iraní, sin embargo, vemos que Angela Merkel sigue dependiendo del apoyo militar de los EEUU y actúa en todo momento de acuerdo con los planes del líder estadounidense.
Espero que Trump no continúe controlando Europa, imponiendo su punto de vista y voluntad a sus aliados.

Roses for the German national football team

Very soon we will witnesses a grand sporting event: the 2018 FIFA World Cup in Russia! Remembering the Olympic Games in Sochi, there is no doubt that everything will be done as successfully as possible. Petrodollars will allow to arrange a memorable show with a high level of comfort for guests and participants. Returning to the issue of the Olympic Games in Sochi, you can recall that many athletes in the Olympic Village took the opportunity to cure their teeth totally free. At the World Cup will not be worse.
And nobody has already remembered that the World Championship will be held on the territory of the country, which has recently annexed a part of the neighboring state and actively supports separatists there. Only a few European publications recall that their football players will play in a country where the doping program was developed at the state level and covered by special services.
Everything is forgotten. Everything becomes history. And someone with a smile receives a bouquet of roses. Why is this happening?
No matter how hard we oppose it, the financial and economic interests of individual EU countries that put themselves above others, prevail over democratic values, allied commitments and support for the needy.
Four years have passed since the introduction of the first sanctions against Russia, and Germany declares the importance of the construction of the Nord Stream 2 gas pipeline. Most recently, the Bulgarian president, whose country presides over the EU, said that his country needed its own gas pipeline with Russia. In 2014, Sofia, under pressure from the United States and the EU, refused to lay South Stream and lost millions of euros. And there are a number of countries that are ready to join the oil and gas Russian pipe.
Undoubtedly, there are those who continue to support the earlier initiated actions in relation to the Kremlin. But most importantly, unity has disappeared in this issue, and economic benefits overshadow all other important things. Germany seems very peculiar country. It was Berlin that was one of the initiators of the economic blockade of Moscow, but now, after counting the losses and using its dominant position in the European Union, it seeks to replenish its budget through the transit of Russian gas. And Mrs. Merkel flooded Europe with immigrants from the Middle East and Africa. And now it makes all countries participate in this show, distributing quotas.
It’s time to stop pretending that financial preferences do not mean anything. It’s sad, but we have to admit that the European Union can not stand it. Gradually, it’s time to reformatting and select a new vector of movement. Maybe it’s not so bad. It remains to decide in what composition, when, where, with whom, around whom?
It should be noted that the European community does not benefit from the actions of Mr. Trump. The US president is doing everything to alienate the European partners. And, accordingly, deprive Europe of its ally.
What it takes to the way out of the deal on the Iranian nuclear program. Washington’s attitude to European capitals as its own vassals does not contribute to the formation of close partnership relations and in the future can negatively affect the interaction of the parties in solving key international issues.

P.S. It’s a pity that the US football team did not go to the World Cup and did not get into the same group with Iran. It could be nuclear football!

 

Rosas para el equipo alemán de fútbol

Muy pronto todos seremos testigos de un gran evento deportivo: la Copa Mundial de Fútbol Rusia 2018. Al recordar la Olimpiada en la ciudad rusa de Sochi, no hay dudas que todo ocurrirá con el mayor éxito. Los petrodólares permiten a los rusos hacer un show memorable con un alto nivel de confort para los invitados y participantes. Volviendo a los Juegos Olímpicos en Sochi, cabe recordar que muchos deportistas en las villas olímpicas aprovecharon la oportunidad para curar sus dientes absolutamente gratis. No será peor en la Copa Mundial.
Y ahora nadie se acuerda de que el Campeonato Mundial se celebrará en el país que recientemente se ha anexionado una parte del Estado vecino y ha apoyado activamente a los separatistas. Solo unas pocas publicaciones europeas recuerdan que sus futbolistas jugarán en el país en el que el programa de dopaje fue desarrollado a nivel estatal y cubierto por servicios especiales.
Todo está olvidado. Todo se convierte en historia. Y alguien con una sonrisa recibe un ramo de rosas. ¿Por qué está pasando todo esto? Por mucho que nos opongamos a ello, los intereses financieros y económicos de los países individuales de la UE, que se consideran superiores a los demás, prevalecen sobre los valores democráticos, los compromisos de la Alianza y el apoyo a los necesitados.

Continue reading “Rosas para el equipo alemán de fútbol”